Get Adobe Flash player

Ver y descubrir a Dios en la vida no es fácil. Por ello, alumnos de 3º ESO se han propuesto llevar a cabo este blog donde nos harán descubrir a Dios en el cine, en la música, en la literatura, en las personas... Es una empresa difícil, pero que ellos están dispuestos a emprender. Espero que todos disfrutéis de este blog en el que todos ellos están poniendo su esfuerzo e ilusión. Pincha aquí para acceder al blog.

Jesús era muy sensible al sufrimiento de quienes encontraba en su camino, marginados por la sociedad, despreciados por la religión o rechazados por los sectores que se consideraban superiores moral o religiosamente. Es algo que le sale de dentro. Sabe que Dios no discrimina a nadie. No rechaza ni excomulga. No es solo de los buenos. A todos acoge y bendice. Jesús tenía la costumbre de levantarse de madrugada para orar. En cierta ocasión desvela cómo contempla el amanecer: “Dios hace salir su sol sobre buenos y malos”. Así es él.

Por eso, a veces, reclama con fuerza que cesen todas las condenas: “No juzguéis y no seréis juzgados”. Otras, narra pequeñas parábolas para pedir que nadie se dedique a “separar el trigo y la cizaña” como si fuera el juez supremo de todos.

Register to read more...

Según Marcos, la primera actuación pública de Jesús fue la curación de un hombre poseído por un espíritu maligno en la sinagoga de Cafarnaún. Es una escena sobrecogedora, narrada para que, desde el comienzo, los lectores descubran la fuerza curadora y liberadora de Jesús.

Es sábado y el pueblo se encuentra reunido en la sinagoga para escuchar el comentario de la Ley explicado por los escribas. Por primera vez Jesús va a proclamar la Buena Noticia de Dios precisamente en el lugar donde se enseña oficialmente al pueblo las tradiciones religiosas de Israel.

La gente queda sorprendida al escucharle. Tienen la impresión de que hasta ahora han estado escuchando noticias viejas, dichas sin autoridad. Jesús es diferente. No repite lo que ha oído a otros. Habla con autoridad. Anuncia con libertad y sin miedos a un Dios Bueno.

Register to read more...

ADVIENTO 2011

Yo no soy tonto... “sé de quién me he fiado” (2Tim 1, 12)

 

Hay una parte de una canción del Canto del Loco que merece nuestra atención. La canción es “Eres tonto” y la parte es la de “Y parece que está de moda ir de tontito”. Parece que está de moda ir de tontito. Es muy fácil ir de tontito por la vida, como si no te importase el qué, el cuándo y el cómo de las cosas, y, lo que es peor, como si no importasen las personas. Pasar de la vida, como quien mira a otro lado, es ir de tontito. Pero sabemos, y sabéis que, en el fondo, no vamos de tontos, que las cosas nos importan, que aunque nos digan que no prestamos atención, que no nos detenemos en las cosas que merecen la pena, que no nos manchamos suficientemente las manos con los problemas de los otros, nada de eso es verdad. Sí nos importan los otros y nos importa nuestra vida, pero no siempre sabemos cómo expresarlo y cómo decírselo a los demás. No somos tontos y sabemos ir a lo esencial y reconocer aquello en lo que no siempre ponemos todo el empeño necesario.


No somos tontos. Sabemos en quien y en como confiamos. Lo vemos con nuestra familia o con nuestros amigos. Confiamos en ellos. Sabemos que no nos fallarán... y si nos fallan, sabemos que siempre podemos retomar la relación (porque para algo existe el perdón y la misericordia). Dios confía plenamente en nosotros, de quien se siente fascinado, y nos ofrece, día a día, una oportunidad para caminar con él, para dejarnos guiar por él (como buen GPS), para tener experiencia de su ternura y su comprensión. Eso es lo que celebramos en el Adviento: que Dios mismo se prepara para caminar con nosotros.

Register to read more...

contador de visitas
contador visitas